2 de noviembre de 2016

Esperando una respuesta

Autor/a: Mª Ángeles Mata
Edición: 1ª ed.
Editorial: Grupo Buho
Año de edición: 2011
Número de páginas: 750
ISBN: 978-84-938166-5-0

Como comenté en una entrada anterior, descubrí este libro en un mercadillo de libros de segunda mano y me llamó la atención la portada roja entre muchas otras amarillentas y ajadas. Esperando una respuesta estaba bien visible y destacaba sobre los demás, no sólo por su colorida portada si no porque estaba prácticamente nuevo: el lomo no tenía las típicas grietas de haber sido leído y las páginas continuaban blancas; daba la impresión de que su antiguo propietario ni siquiera se hubiera molestado en ojear sus hojas o había sido sumamente cuidadoso. Todo esto sumado a una atractiva sinopsis hizo que lo eligiera entre los demás.

La autora nos cuenta dos historias: por un lado, la de Magda en la Alemania de los años cuarenta. Una mujer capaz de hacer lo que sea necesario para descubrir qué es lo que le ha pasado a su marido, un fotógrafo de guerra que, de la noche a la mañana, deja de publicar sus fotos en el diario para el que trabaja y que le servían a Magda para saber que estaba vivo. Y, por otro, la historia de Beatriz, una anticuaria madrileña que deberá hacer frente al pasado de su madre, entere muchas otras cosas, y que tiene lugar en los años ochenta.

Ambas tramas están relacionadas entre sí por sus principales protagonistas, Magda y Beatriz, ya que son madre e hija, respectivamente, y el punto de partida para sus historias será una antigua carta que Beatriz encuentra en una antigua escribanía de su madre y cuyo contenido hará que se tambalee parte de su vida al ser de un hombre que no es su padre.

A partir de aquí se van desarrollando las dos historias llenas de intriga, espionaje, superación, celos, amor, traiciones y supervivencia a lo largo de sus más de setecientas páginas que se leen sin darse cuenta gracias al estilo sencillo y sin artificios de la autora. Ambas tramas se van intercalando para dejar al lector con ganas de saber qué les acontece a sus protagonistas en las próximas páginas. Sin embargo, los estilos son diferentes ya que la historia de Beatriz está narrada en tercera persona y la de Magda en primera y en forma de diario.

Para ser sincera tengo que decir que la historia de Magda me ha gustado muchísimo ya que se conoce el personaje en profundidad, resulta más atractivo éste y los secundarios de los que se rodea, que el de Beatriz; con menos fuerza y comportamientos adolescentes para una mujer adulta pero, repito, es mi opinión y, seguramente, otro lector se formará una opinión completamente distinta a la mía.

No obstante, he disfrutado mucho la lectura de Esperando una respuesta y me ha durado bastante menos de lo que pensaba en un principio cuando vi su volumen de páginas pero, pese a todo, no me ha parecido una lectura redonda. ¿Por qué? Porque a la historia desarrollada en los años cuarenta no le veo flecos sueltos y el final es bastante plausible cosa que a la de Beatriz sí le veo flecos que no termino de conectar entre unos hechos y otros y el final es muy laxo, precipitado y demasiado edulcorado a mi parecer. A parte de esto, no estaría de más una buena corrección ya que hay algunas erratas, faltas y expresiones un poco extrañas.

Dejando un poco de lado estas cuestiones la lectura, como decía, es agradable, ágil, y posee elementos suficientes para atraer a todo tipo de lectores.

P.S.: al tratar de buscar información sobre la autora he podido ver que éste libro se ha reeditado bajo el título de Lágrimas de amor y guerra pero, lo que más me ha llamado la atención, es que también hayan cambiado el nombre de la autora: ya no es Mª Ángeles Mata si no Marian Rivas. Curioso dato.

Imagen portada: http://4.bp.blogspot.com/-yOB-VWp1r8A/UBT3GwufPiI/AAAAAAAAFCM/09F4embGfQ8/s200/esperando.jpg

No hay comentarios:

Publicar un comentario